Trampas para Zorros y otras Alimañas

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información×

 927 530 610 - 659 166 976

 Detalle de la consulta
Trampas para zorros y otras alimañas
   16 de agosto de 2018

Trampas para zorros y otras alimañas

Si aún nos has recibido la visita de un zorro u otra alimaña en tu gallinero, no cantes victoria, puede que esta noche sea la primera vez. Trampas para zorros y puertas automáticas para tu gallinero son la mejor solución.

¿Hay algo más desagradable que acudir como cada mañana a nuestro gallinero a recoger huevos frescos y atender a nuestras gallinas y darnos cuenta de que hemos recibido la visita de alguna alimaña? 

Si detectamos que una de nuestras gallinas ha desaparecido o vemos algunas que han sido cruelmente dañadas, lo primero que se nos viene a la cabeza, es que la noche anterior nuestro gallinero ha recibido la visita de algún zorro. 

Sin embargo, antes de acusar a los zorros, debemos preguntarnos si este depredador es el verdadero responsable, pues no es el único invitado desagradable que puede darse un festín y realizar visitas no deseadas a nuestros gallineros. Con la llegada del verano, sobre todo, aumentan los ataques de alimañas y depredadores y no sólo debemos preocuparnos de los ataques de los zorros sino que también debemos preocuparnos de tejones, martas, comadrejas o diversas aves rapaces, sin olvidarnos de los perros, pues nuestras gallinas son  “víctimas potenciales” de todos ellos. 

No obstante, los zorros suelen ser poco discretos y dejan algunas huellas y pistas inequívocas de sus visitas a los gallineros. Si una mañana al entrar en nuestro gallinero, encontramos plumas cortadas por la base y no arrancadas de raíz, no hay ninguna duda: hemos recibido la desagradable visita de un zorro. Atendiendo a sus necesidades, los zorros matan y se comen a sus víctimas en el mismo  lugar de los hechos o en sus proximidades y si “el botín” ha sido copioso puede enterrar parte de él y guardarlo para otro día.

Por el contrario, si vemos que nuestro gallinero ha sufrido algún ataque y el responsable ha dejado huellas como cabezas cortadas o parcialmente comidas o gallinas destripadas o parcialmente aniquiladas, a priori y generalmente, el zorro no habrá sido el responsable y habremos sufrido la “inesperada” y desagradable visita de otro depredador. 

El zorro: un depredador frío y calculador

Aunque como hemos visto anteriormente, nuestro gallinero puede recibir la visita de diversas alimañas y depredadores, las visitas de los zorros suelen ser las más comunes y numerosas.

El zorro no se caracteriza por la discreción tras realizar sus fechorías, pero es mucho más frío de lo que podemos pensar. El zorro, como cualquier otro depredador, no está obsesionado ni por tu gallinero ni por el del vecino. El zorro economiza y, como buen depredador, es un auténtico  oportunista. Prefiere deambular por los alrededores y esperar su momento en lugar de atacar por atacar a otras presas más complicadas o que le presenten más batalla. Con seguridad, sus paseos nocturnos en busca de la presa perfecta, le conducirán a los alrededores de tu gallinero si se presenta alguna oportunidad, pero, si no encuentra esta oportunidad, esperará el momento propicio. Sin embargo, si al llegar a tu gallinero, no hay ningún tipo de seguridad o sistema para ahuyentarlo o frenarlo “invitándole a pasar a sus interior”,  enseguida se dará cuenta de que es el escenario perfecto: “la mesa está puesta”, agradecerá la invitación y se dará un auténtico festín. 

El exceso de confianza, nuestro mayor error

Uno de los mayores errores que se comete en la avicultura de ocio es el exceso de confianza. Si bien, hay criadores y aficionados tan agoreros que ven un zorro en cada esquina y apenas pueden conciliar el sueño atormentándose cada cinco minutos pensando en una posible visita de un zorro a su gallinero. 

Sin embargo, en el otro extremo, están aquellos que piensan que en su zona no hay zorros ni depredadores y que si los hubiera nunca visitarán su gallinero. Pero, ¡cuidado!, las alimañas están en todos los sitios, incluso en las grandes ciudades.

Otros aficionados están convencidos de que si su gallinero nunca ha sido visitado por un zorro desde que lo instalaron, sus gallinas no corren ningún riesgo. Pero nada más lejos de la realidad; ya pueden ir olvidándose de esta certeza. Puede pasar un tiempo prudencial antes de que los depredadores incluyan su gallinero en su particular ruta de caza e incluso aunque sus reservas de comida sean abundantes y sólo sea por curiosidad, ese día llegará. No olvidemos que no dejan de ser animales depredadores. 

Cómo evitar las consecuencias de la visita de un zorro u otra alimaña

Puerta automática para gallinero

Con la llegada del verano, se multiplican los ataques de alimañas y depredadores, por lo que para evitarnos disgustos innecesarios y encontrarnos situaciones desagradables en nuestros gallineros es imprescindible que protejamos nuestros gallineros. 

La instalación de un sistema para la apertura y cierre automático de la puerta del gallinero es una de las maneras más cómodas y efectivas de proteger a nuestras gallinas. No sólo nos dará tranquilidad y permitirá despreocuparnos sino que con este sistema ya no tendremos que ir a primera hora de la mañana a abrir el gallinero ni por la noche para cerrarlo. 

Estos sistemas son muy fáciles de utilizar: los más sencillos permiten programar de manera automática la hora exacta a la que queramos que se abra la puerta del gallinero y, de igual manera, la hora a la que queramos que la puerta se cierre. Incluso, algunos sistemas incorporan una célula fotoeléctrica y permiten programar la puerta para que se abra cuando amanece y se cierre al anochecer e incluso hacer una programación mixta: por ejemplo, por la mañana utilizar la programación horario y por la noche emplear la célula fotoeléctrica.  Además, los sistemas más novedosos no sólo funcionan con pilas sino que también funcionan con cable por conexión USB. 

La puerta automática para gallinero nos permitirá sellar nuestro gallinero y hasta los aficionados más desconfiados y agoreros podrán dormir a pierna suelta sin temor a que sus gallinas sean atacadas. Incluso, una vez que hayamos enseñado a nuestras gallinas a que se “acuesten” en el gallinero cuando la noche cae, podremos irnos de vacaciones con total tranquilidad o ausentarnos unos días de nuestro gallinero. 

Si deseas adquirir una puerta automática para gallineros, te dejamos el siguiente enlace: Puertas automáticas

Trampas de captura

Jaulas trampas con dos escotillas o puertas de entrada es la forma perfecta para capturar a nuestros indeseables visitantes. Será necesario colocar 

junto a la trampa de captura un cebo vivo metido en otra jaula. La disposición de ambas jaulas (la del cebo y la trampa) debe ser tal que el zorro no tenga más posibilidades de llegar a la jaula del cebo que la de pasar a través de la jaula trampa ( ver figura). En la parte superior de las jaulas debemos poner ramas o cualquier otro objeto que haga que el zorro no vea tampoco al cebo, simplemente lo huela. Cuando la alimaña pase por el interior de la jaula trampa, un mecanismo al pisarlo hará que se cierren las escotillas y nuestro visitante quedará atrapado en su interior sin sufrir ningún tipo de daño.

Si deseas adquirir jaulas trampa para zorros y otras alimañas te dejamos el siguiente enlace: Jaulas trampa

Compártelo en las redes sociales:

Ventaja-1

Incubadoras y productos avícolas

Distribuimos en exclusiva para España y Portugal las prestigiosas marcas alemanas HEKA y SOLLFRANK. También somos distribuidores en exclusiva para España de la famosa marca inglesa BRINSEA. Contamos con nuestra propia marca de complementos alimenticios 100% naturales.

Ventaja-2

Venta de animales

Cumplimos con todos los permisos necesarios para la importación y venta de aves tanto domésticas como silvestres. Concienciados con el bienestar animal y cumpliendo la normativa vigente, todos nuestros animales se entregan con certificado veterinario.

Ventaja-3

Compra fácil

Por teléfono, por email o por nuestra tienda virtual. Tanto los productos como los animales, usted los recibirá en su domicilio con nuestro servicio de envío puerta a puerta de una forma segura y garantizada.